El fabricante ingles Jaguar ha sacado a la luz en el salón de Ginebra el Jaguar XKR-S, el deportivo más potente y más rápido de fabricación en serie que Jaguar ha creado hasta el momento. Un deportivo que es capaz de alcanzar los 300km/h.

Jaguar ha creado un modelo con unas líneas muy cuidadas, con un diseño delantero con tomas de aire en capó para la refrigeración de esta parte y otras en los laterales. Los laterales se acercan mucho al suelo que junto al alerón trasero con detalles en carbono y el difusor del mismo material deja preveer que es un coche deportivo que no nos dejará indiferentes.
Debajo del capo cuenta con un propulsor recalibrado V8 de 5.0 litros sobrealimentado con una potencia de 550cv y un par máximo de 680Nm proporcionando una velocidad máxima de 300km/h, acelerando de 0 a 100km/h en tan solo 4.4 segundo.

El XKR-S combina una carrocería de aluminio ligera con una suspensión reinventada en aluminio que aumenta la inclinación para hacer una conducción más deportiva y mayor capacidad de respuesta del conductor. El diferencial activo ha sido reprogramado para disminuir la sensibilidad de la dirección a altas velocidades haciendo que el comportamiento sea más estable y el conductor tenga en todo momento el control sobre el vehiculo.

Todas estas prestaciones no servirían de nada sin un buen sistema de frenos, para lo que jaguar a montado un juego de altas prestaciones con pinzas de freno delanteras en aluminio de doble pistón livianos y deslizantes para tener un buen rendimiento en altas velocidades que actúan sobre unas llantas de aleación Vulcan de 20’’ con neumáticos más anchos, 9’’ en la parte delantera y 10.5’’ en la trasera.
En el XKR-S también destaca el conjunto de tecnologías para hacer sentir al conductor una experiencia incomparable. La transmisión automática de seis velocidades con el sistema JaguarDrive Selector que consiste en un mando cilíndrico que asciende una vez que se presiona el botón de arranque para que el conductor simplemente seleccione el modo de cambio de velocidades, normal o deportivo. Como cualquier deportivo que se precie actualmente, también existe la posibilidad de controlar el cambio de marchas con los mandos que existen en el volante.
Jaguar también da la posibilidad de elegir el modo de comportamiento del vehiculo en la conducción con el sistema Jaguar Drive Control, con un modo invierno donde la respuesta será más progresiva y un modo dinámico donde la respuesta será más precisa con cambios de marcha más rápidos, en definitiva una conducción más deportiva donde poder sacar todo el jugo a este deportivo. Jaguar tampoco ha querido dejar aquí las prestaciones tecnológicas en el XKR-S, ofreciendo iluminación delantera con faros giratorios, pantalla táctil con navegación gps y cámara trasera de aparcamiento.

Su interior muy cuidado con un diseño exclusivo de estilo deportivo y asientos de altas prestaciones con refuerzos laterales para ofrecer un apoyo excepcional en curvas acusadas.
Con toda esta unión de cualidades estamos ante un deportivo sublime, que se une al selecto grupo de vehiculo que llegan a los 300km/h.

Un Jaguar que supera los 300km/h, el XKR-S.