Probamos el Porsche Spyder, el más exclusivo, purista y deseado de todos los Boxster, con el que un paseo por una solitaria carretera de montaña puede convertirse en una experiencia que sólo los deportivos de antaño son capaces de igualar.

Si quieres leer la prueba completa, la tienes disponible aquí.