Motorsports / DTM: german touring cars championship 2013, 2. Race at Brands Hatch, #18 Pascal Wehrlein (GER, Mercedes AMG DTM-Team / DTM Mercedes AMG C-Coupe), *** Local Caption *** +++ www.hoch-zwei.net +++ copyright: HOCH ZWEI / Juergen Tap +++

En un circuito muy corto, con pocas o con muy pocas opciones para adelantar, la victoria en la segunda prueba del DTM 2013 fue para el autor de la pole, Mike Rockenfeller que, además de lograr la victoria, salió del trazado británico como líder del Campeonato. Tres marcas diferentes acabaron en el podio.

La segunda carrera del DTM, el Campeonato alemán de turismos, se disputó en el británico circuito de Brands Hatch, que es el trazado más corto de toda la temporada, dado que en la configuración utilizada para la carrera del DTM la pista ni siquiera llegaba a los 2 kms., ya que apenas tenía una cuerda de 1.929 metros, una distancia que convirtió en un ‘artilugio’ totalmente inútil al DRS, que es una de las grandes novedades técnicas del DTM para 2013. La victoria fue a parar a las manos del alemán Mike Rockenfeller, con Audi, un triunfo que para él es el 2º de su trayectoria en el DTM, y que viene a sumarse al que había conseguido, hace ya 2 temporadas, en 2011, en el circuito holandés de Zandvoort. El triunfo de Rockenfeller se cimentó, fundamentalmente, en haber conseguido la ‘pole’, y que su buena estrategia le permitió defender ésa posición en un trazado en el que, si hay algo difícil de conseguir, esto es adelantar.

Con una longitud tan corta, y teniendo que dar casi 100 vueltas al trazado, (concretamente la carrera duró 98…), la segunda carrera del DTM 2013 fue bastante aburrida, si bien en cuanto al resultado lo positivo es que 3 marcas diferentes coparon los 3 puestos del podio, Audi, BMW y Mercedes, siendo 2º el actual campeón, el canadiense Bruno Splenger, dándose la ‘llamativa’ circunstancia de que el 3º, Robert Wickens, también era canadiense, con lo que el DTM pierde cada día más su ‘ADN’ alemán, lo que demuestra que su apertura a otros países, tanto en cuanto a la nacionalidad de los pilotos como a la de los circuitos que forman parte del calendario, está dando resultados muy positivos.

En cuanto a los pilotos españoles, Roberto Merhi, Dani Juncadella y Miquel Molina, carrera para olvidar para los tres, ya que ninguno consiguió acabar en los puntos, (puntúan los 10 primeros…), siendo el mejor de ellos Miquel Molina, que rozó los puntos, ya que acabó 11º, habiendo incluso liderado la carrera algunas vueltas, (únicamente porque fue de los últimos en hacer la 2ª parada…), si bien el más ‘espectacular’ fue el castellonense Roberto Merhi que, con un pilotaje que ‘rozaba’ constantemente el límite del reglamento, adelantó varias posiciones en las primeras vueltas, hasta que la Dirección de Carrera, para ‘frenar’ su ‘fogosidad’, le metió un ‘drive through’ que le llevó casi al final del pelotón de los 22 coches que conformaron la parrilla. En cuanto al ‘debutante’, Dani Juncadella, poco se esperaba de su carrera ya que salía el 22º en la parrilla, o sea el último, algo que siempre penaliza, pero más aún en un circuito en el que no hay tiempo ni sitio para casi nada, como es el vetusto Brands Hatch. Acabó el 20º.

http://youtu.be/llVRzAsnX8k

El campeonato queda ahora liderado precisamente por el ganador en Brands Hatch, el alemán Mike Rockenfeller, ya que el brasileño Augusto Farfus, que había ganado la primera carrera y que en Brands Hatch hizo el 2º mejor tiempo para la parrilla, saliendo por tanto desde la 1ª línea, acabó abandonando, de tal forma que el 2º en Brands Hatch, o sea el actual Campeón, Bruno Splenger, es ahora 2º también en el Campeonato, a solo 1 punto del líder. En 2 semanas, el DTM continuará, ésta vez en Austria, concretamente en el Circuito de Spielberg, llamado ahora ‘Red Bull Ring’, un trazado que está situado a unos 50 kms. de la localidad de Graz, en una Villa de apenas 5.000 habitantes, y en el que el año pasado ganó un Audi, el del italiano Eduardo Mortara, si bien para mantener el interés y la emoción, los organizadores del DTM desearán que, a la tercera sea la vencida para Mercedes, ya que si algo interesa en el DTM es mantener la igualdad, garantizar la emoción, asegurar el espectáculo, y conservar el ‘negocio’ de las marcas y los patrocinadores. Y en cuanto a marcas, no se puede olvidar que en el 2012 ganó BMW, (¡qué casualidad… en el año en el que decidieron ‘volver’…!), en el 2011 el título fue para un Audi, (el de Martin Tomczyk…), y hay que remontarse al 2010 para recordar un título para Mercedes, obra del escocés, hoy en la Fórmula 1, Paul di Resta.

Por cierto: si a alguno de vosotros os está empezando a ‘interesar’ el tema, ya les adelantamos que éste año, contrariamente a los anteriores, cuando el DTM se pudo ver en Valencia o en Barcelona, en la temporada 2013 el DTM no ‘visitará’ España. Y eso que hay 3 españoles corriéndolo. En cualquier caso, ir a verlo a Moscú tampoco parece una mala idea…

DTM Brands Hatch