Otra paliza de Ogier

0
343

Y otro título de Campeón del Mundo de rallies, que será el 4º consecutivo, aunque, matemáticamente, todavía no pueda celebrarlo hasta el próximo rallye. El francés puso firme a todo el mundo en apenas 4 tramos, demostrando que está a años luz del resto de pilotos del mundial

A pesar de los apenas 4 segundos que le sacó en el primer tramo a Kris Meeke, los 4.8 a Sordo o los 8.8 a Neuville, muy poco, por no decir nada, duró la incertidumbre de saber si en el asfalto de Córcega habría alguien capaz de echarle carreras a Sebastien Ogier. El francés de Volkswagen hizo, de carrerilla, los 4 mejores tiempos en los 4 tramos de la 1ª etapa, y se acostó líder con nada menos que 44 segundos sobre el 2º, Thierry Neuville.

El formato del rallye, aunque descafeinado respecto a los que conocimos “otro” Tour de Corse, tenía una dificultad añadida, que era que en los 4 primeros tramos no habría asistencia, y sólo un punto para cambio de neumáticos. Un rallye del mundial de apenas 10 tramos, aunque la mitad eran de casi 50 kms., aburre hasta a las ovejas, y tirarse un día de carreras para hacer sólo 4 tramos no parece la mejor fórmula para recuperar el interés perdido en ésta disciplina.

El primer tramo, que se repetía 2 veces, de casi 50 kms., nos hizo creer que Dani Sordo estaría en la “pomada” pero, a pesar de mantenerse 3º hasta el tercer tramo, y eso que sus tiempos en el 2º y en el 3º no fueron “cañón”, perdió todas sus opciones por culpa de un pinchazo en el 4º tramo, teniendo que parar a cambiar el neumático, dejándose 2 minutos en la operación y con ellos todas sus opciones de podio, cayendo hasta el 9º puesto.

En la 2ª etapa, Ogier salió a los tramos con la calculadora en la mano, pero no por ello se olvidó de correr, ya que hizo 2 mejores tiempos en los 4 tramos de la etapa, acabando el 2º día prácticamente igual que en la 1ª etapa, ésta vez con 46.5 sobre Neuville y 1.08 sobre Mikkelsen.

Para el domingo, y como es ya habitual en éste simulacro de Mundial, sólo quedaban 2 tramos, y a pesar de que el 1º era de casi 54 kms., los tiempos fueron decepcionantes, demostrando que los pilotos del mundial están adormecidos por el dominio de Ogier y que, una vez que les mete una “currutaca” de casi un minuto, nadie sale a disputarle los tramos. Es verdad que llovió algo y que no todos pudieron hacer el tramo en seco, pero que Meeke, que había empezado de maravilla, iba 2º después del 2º tramo, pero tuvo que abandonar, re-enganchándose al 2º día, le metiese 35.3 a Paddon, 39 a Latvala, 42.1 a Neuville, 43.2 a Sordo, 44.8 a Ogier y 47.9 a Mikkelsen en el primer tramo de la última etapa es como para hacérselo mirar. Y si no les basta éste dato, Meeke volvió a hacer el mejor tiempo en el último tramo, el “Power Stage”. O sea que Meeke “volvió” para correr, y los que estaban pasaban por los tramos, esperando para aplaudir a Ogier.

La próxima cita, una de las “peculiares” del año, por su 1ª etapa en tierra y las dos siguientes en asfalto, será en Cataluña. Sordo, que saldrá 6º a la carretera, rezará para que no llueva, ya que su posición de salida puede beneficiarle en la 1ª etapa, y perjudicarle algo en la 2ª. En cualquier caso, el cántabro, aunque no pueda decir que es un piloto con “suerte”, será en casa uno de los favoritos al podio, seguro y, si se dan las condiciones, podría luchar por la victoria en los tramos del domingo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

4 × dos =