Este año la vuelta a la rutina será mucho más amena para los amantes de Mercedes gracias a la llegada del nuevo modelo de la marca: Mercedes-Benz CLA Shooting Brake;  una extravagante combinación de coupé de cuatro puertas con zaga de familiar que hacen de este modelo un vehículo atractivo, inteligente y práctico.

Herencia deportiva con características de gran turismo

Su diseño exterior destaca por su característico frontal en forma de morro de tiburón, sus laterales con amplias superficies y una marcada zaga que le proporciona una gran ventaja en comparación con su anterior versión: un elegante interior más espacioso y más cómodo, que le otorga una mayor versatilidad.

Las proporciones del nuevo CLA Shooting Brake le conceden el aspecto típico de un coupé pero su techo prolongado le aporta un extra de espacio útil. Gracias a su capó largo y tendido, el compacto habitáculo y la línea de las ventanillas sin marco mantiene su herencia deportiva.

Frontal Mercedes-Benz CLA Shooting Brake

Sus faros de forma plana junto a su bajo y estilizado capó se fusionan para otorgarle la fisonomía típica de un deportivo Mercedes-Benz. Además, con el objetivo de definir con más intensidad su carácter deportivo, las superficies se han suavizado eliminando al máximo las aristas para un resultado mucho más suave y estilizado. Al igual que su marcada herencia deportiva, no se han obviado las características propias de un gran turismo: matrícula baja, diseño del parachoques y portón trasero, ambos al mismo nivel. 

Con un interior idéntico al del coupé, el habitáculo se caracteriza por un diseño vanguardista materializado en el visualizador widescreen sin visera con forma de ala del tablero de instrumentos, la ausencia de nexos entre las dos puertas viene marcada por una hendidura como transición y una iluminación de ambiente personalizable.

Interior Mercedes-Benz CLA Shooting Brake

Un modelo 100% conectado: MBUX y Confort Energizing

Desde 2018 todos los modelos de la marca vienen equipados con Mercedes-Benz User Experience, MBUX, un sistema con gran capacidad de procesamiento de datos que ofrece personalización y la posibilidad de incluir equipos opcionales como el Head-up-Display a todo color y la navegación con realidad aumentada, a lo que se suma un software capaz de aprender y un mando fónico que reacciona a las instrucciones de los ocupantes.

El CLA Shooting Brake ofrece un nivel de extra de comodidad gracias al control de confort ENERGIZING, que combina de forma selectiva funciones del aire acondicionado y de los asientos, así como diferentes efectos de luz y musicales, permitiendo una personalización que se ajusta al estado de ánimo o a las preferencias personales en función de la situación basándose en el nivel de estrés, frecuencia de pulso o calidad de sueño si se está conectado a un Mercedes-Benz vivoactive® 3 smartwatch o un Garmin® Wearable compatible.

Agilidad, comodidad y máxima seguridad, cualidades que definen el nuevo CLA Shooting Brake

El CLA Shooting Brake cuenta con un mayor ancho de vía, lo que le confiere una apariencia más atlética, así como un centro de gravedad bajo y un eje trasero multibrazo incorporado de serie. La suspensión de las ruedas está orientada a una conducción precisa y a un elevado confort de marcha y acústico gracias al aislamiento insonorizante y de vibraciones. Además, para perfilar este nuevo modelo, un estabilizador reduce el balanceo lateral al trazar curvas.

Mercedes-Benz ofrece como opción una amortiguación adaptativa regulable, que permite alternar entre una armonización confortable y otra deportiva. En el apartado de las llantas, el abanico de posibilidades crece: el diámetro de las llantas abarca desde las 16 hasta las 19 pulgadas. Los neumáticos empiezan en el formato 205/60 R 16 y alcanzan hasta 225/40 R 19 de fábrica.

Otra cualidad que no se puede obviar en este modelo es su aerodinámica, muy superior a la de su antecesor, lograda gracias a intensivas simulaciones de los flujos de aire y el posterior perfeccionamiento del modelo en el túnel de viento.En cuanto a la asistencia en carretera y conducción, el CLA Shooting Brake dispone de innovadores sistemas para facilitar la conducción, gracias al asistente activo de distancia DISTRONIC, el cual le permite anticiparse a lo que sucede por delante y conducir de forma casi automática en situaciones concretas, adaptando la velocidad antes de entrar en una curva, o al acercarse a un cruce o una rotonda. Otras funciones de asistencia que se añaden son el PARKTRONIC, que facilita la maniobra de aparcamiento; y el asistente activo de dirección para cambios de carril.

Imagen lateral Mercedes-Benz CLA Shooting Brake

Un nuevo modelo más potente y eficiente

El nuevo modelo de la marca, que se fabricará en Kecskemét (Hungría), contará con motores diésel y gasolina de cuatro cilindros renovados para adaptarse al nuevo diseño de los turismos compactos. Es decir, serán motores diseñados para una mayor eficiencia pero con menores emisiones.A partir de su lanzamiento en septiembre, se irá ampliando la gama en cuanto a motores y tracción pudiendo elegir entre cambio manual o de doble embrague.

Empieza la cuenta atrás para la llegada de un modelo más que esperado de Mercedes-Benz que en breve aterrizará con precios que irán desde los 32.550 hasta los 43.452 euros, tecnología de vanguardia con estilo deportivo para que definas tus propias reglas.